Tengo el alma dividida entre tres pasiones: la literatura, las artes plásticas y la danza. Ventura Dongil es el seudónimo que utiliza esa parte de mi alma entregada a las letras.

No digo nada original si cuento que me gusta escribir desde que aprendí a hacerlo, de niña siempre me encontrabas sentada a la mesa escribiendo cuentos que yo misma ilustraba y aunque llevo más de quince años dedicada profesionalmente a la ilustración y el diseño gráfico, siempre ha habido un espacio en mi vida reservado para contar historias, cosa que me hace muy, muy feliz.

Soy ávida lectora y me he interesado por géneros diversos,—he de decir que siento debilidad por los clásicos del siglo XIX— pero descubrí la novela romántica de la mano de Victoria Holt, sus historias de misterio me atraparon desde el principio y esto me llevó a enamorarme de un género que actualmente me fascina tanto como el primer día.

No se me ocurrió publicar hasta hace un tiempo, cuando saqué del cajón una novela que había escrito hacía veinte años y me dediqué a retocarla, acabé autopublicándola con el título de «Crisálida». Mi segunda novela «Un solo camino» ha visto la luz de la mano de Red apple ediciones en octubre de 2017.